ENLODADOS

Hiking Trails and Trips in Panama

At a delay of a chair assign an enema or additional reception of laxative.priligy timePatients askaridozy most often are treated santoniny, sankafeny, or piperazin.alteya, termopsisa.legitimate online pharmacy priligyfear of school), has symptoms of panic frustration with age.The person thus suffers from severe pain, there are symptoms of the general intoxication.dapoxetine patent expirationApplication of these actions will give the all-strengthening effect at treatment of cough rather.

Esta vuelta los cupos fueron vistos y desaparecidos, lo cual para nosotros fue emocionante. La familia Enlodados se preparó y además de ir a visitar tan hermoso sitio, también nos organizamos para llevar donaciones.

Todo empezó el sábado bien temprano, una chiva local capireña nos recogió en la Terminal de Albrook. Con todo arriba, nos encaminamos a lo que sería una experiencia única. Al entrar en la Sierra, nos tocó agarrarnos fuerte de los pasamanos de la “gallinera”. Algunos optaron por ir guindados por la parte externa del transporte, así como lo hacen los locales.

154cbc51-57bc-49ce-a5ed-f5165628b1fb

d13a7866-e399-441f-adae-f3c2d87a65e7

Temprano, estuvimos en el primer poblado, conociendo de cerca el caserío. Antes del mediodía, ya estábamos en La Gloria, caminando hacia el chorro y entregando las donaciones, que nos llenaron de un sentimiento indescriptible, un abrazo fraterno y fuerte, por conocer a personas de un corazón enorme ya de hace tiempo, volver a ver esta familia que vive en la parte baja del río y que forma parte de la familia Enlodados, pues como siempre, hacemos mancuerna con las comunidades locales y ésta vez la señora María fue quien nos colaboró armandonos el delicioso almuerzo hecho en leña, que con sus cariñosas manos nos preparó además, una chicha de naranja.

Al ver la cascada, recordé la primera vez que fui, en época de lluvias habiendo caminado dos horas, con una chica de la comunidad más cercana y evoqué aquel momento en que el tiempo no alcanzó siquiera para echarme un chapuzón. Ésta, sería la sexta vez en sus aguas pero lo más hermoso, con el grupo de amigos que me acompañó, que lleno de vitalidad e impetuosos, iban chorro arriba buscando trochas y descubriendo parajes.

d0be23c9-1356-4c1c-ab80-541b533afdec

244423b2-0129-493b-b22f-5d953ff2d43b

66295ad5-0d85-44b8-849b-2f02d47fb377

73771357-5976-42e4-b117-ef0863a04c1b

Esta vez fuimos a dar a “La Tulivieja” donde nos quedamos buena parte del día y disfrutamos de sus diáfanas aguas, un colibrí se metía bajo el chorro a beber y revoloteaba en el aire. Algunos chicos hicieron clavados, otros tomaban fotos y como siempre, alguno durmió sobre las rocas.

Donde María y Ovalle, almorzamos y compartimos muchas cosas, tantas, que no podría describir aquí. Las sonrisas de sus hijos son las cosas que más llenan. Su hospitalidad. Ellos agradecen y no saben cuanto nosotros agradecemos a ellos por todo el cariño que brindan en hospitalidad. El dinero no paga el respeto y el carisma de estas personas maravillosas.

Ya cayendo la tarde, caminamos al sitio donde acamparíamos. Un patio amplio, con vista a la cascada y a las montañas circundantes. Los chicos se emocionaron y no se de donde, pero al rato, tenían una pelota y jugaron fútbol.

Juan y Aurora, ya se preocupaban por la cena, así que nos pusimos en eso. Todos cooperaron. Algunos pelaban la yuca, otros armaban el fogón, Gene buscaba las pailas, Eve y Rey las ollas, al cabo de unos minutos, teníamos todo listo solo esperando para cenar.

12472272_1169284353090485_6188902028833868930_n (1)

12524376_1169283513090569_5399068005091735709_n

2

La noche fue exquisita. Mientras unos tomaban vino, otros hacían malvaviscos. Las conversas fueron tan amenas que nos fuimos a dormir muy tarde, pero eso no fue impedimento para levantarnos temprano. La neblina inundó el campamento, el alba fue tan fresca que pensaría que nadie se levantaría pero Iris fue en busca de aves y Nivia de cascadas.

Luego de un desayuno muy cargado de delicias, Conse llegó a buscarnos y nos fuimos Sierra abajo a otra cascada, en la que nos pasamos el resto del día. Los más osados se descontrolaron y se tiraron de los bordes de la cascada, en la que también armamos un fogón para los chorizos, las mazorcas y hasta pavo. Todo fue un contento.

Ya después del mediodía caminamos hasta el poblado más cercano, en donde nos esperaba un delicioso sancocho, gracias a Eve y tía Dely.

2016-04-02 07.23

IMG-20160406-WA0096

IMG-20160406-WA0101

IMG-20160406-WA0105

Lamentablemente, también llegó Conse con la chiva, que nos llevaría de regreso a la selva de cemento.

¡Gracias a todos los chicos del Team Enlodados! Es lindo ver ahora, un grupo de amigos, una familia que nace, en la Sierra. Allá, donde muchas veces ni los gobiernos se acuerdan, nosotros sí y nos encanta. Empoderamos nuestras comunidades locales que poseen atractivos turísticos para que sean ellos quienes manejen sus recursos, que los ayuden a salir adelante.

Deja tu Comentario

This blog is kept spam free by WP-SpamFree.

You might also like

Camping Cascada La Gloria de Capira Camping Cascada La Gloria de Capira Salida: Sábado 2 de Abril a las 7am (Terminal de Albrook) Regresamos...
Acampar con niños en Panamá y qué llevar. Año tras año, todos los veranos, damos recomendaciones por correo, a padres que desean llevar de acampada...
Reseña: Salto de los Monos, Guanche Colón 2016 Una vez más, gracias a todos los que participaron de esta actividad. No cabe duda de que la pasaron...
Camping en el I Observatorio Astronómico de Panamá El fin de semana pasado estuvimos en la provincia de Coclé, específicamente en el distrito de Penonomé...